¿Qué son las prótesis dentales removibles?

protesis dental removible

Una prótesis dental removible es una base de acrílico (resina) que adapta a la perfección con el tejido mucoso, y sobre las que se colocan todas las piezas dentales que faltan con el objetivo de recuperar la estética y funcionalidad masticatoria. Son aparatos bucales que aportan dientes artificiales. Estas prótesis sirven de pilares sobre las que se apoyan unos ganchos de acero confeccionados sobre las prótesis para dotarla de mayor retención.

Los precios de prótesis dentales removibles han pasado a ser los más asequibles y los más demandados como prótesis provisional, de rápida elaboración y colocación en boca.

Los precios de prótesis dentales removibles han pasado a ser los más asequibles y los más demandados como prótesis provisional, de rápida elaboración y colocación en boca.

¿De qué materiales están hechas las prótesis removibles?

Las prótesis dentales removibles están hechas en acrílico y dientes de resina, parciales con ganchos de acero o prótesis flexibles con base de nylon inyectado o esquelético con estructura metálica CrCo o Peek (Polieteretercetona). Además, están hechas de rebases blandos para mejorar la comodidad y adaptación de la prótesis.

¿Cuándo se debe poner una prótesis dental removible?

Las prótesis dental removible se suele poner cuando el paciente ha perdido piezas dentales o están en estado de periodoncia. Por lo general, la prótesis dental removible suele colocarse de manera provisional, ya que permite recuperar de manera rápida, eficiente y económica la estética y funcionalidad masticatoria de la boca hasta que los implantes dentales hayan pasado a la fase de osteointegración y permita elaborar las prótesis sobre implantes definitiva.

Además, este tipo de prótesis son muy frecuentes en pacientes ancianos que ya no desean someterse a intervención quirúrgica y en pacientes que prefieren esta alternativa antes de acometer una restauración fija o sobre implante.

Ventajas y desventajas de usar prótesis dental removible

La principal ventaja de este tipo de prótesis es la inmediatez con la que permite dar una solución y recuperar la función masticatoria de la boca. Además, su precio suele ser asequible y económico en comparación con otras alternativas. Se adapta a las necesidades personales y tiene una gran duración.

Como desventaja, una prótesis dental debe cumplir una correcta función masticatoria, en este sentido se produce una ligera pérdida de fuerza a la hora de morder, así como una buena estética que le devuelva al paciente la seguridad y bienestar. En el caso de las prótesis removibles, no llegan a alcanzar una estética desapercibida, ni conseguir una sensación de confort para el paciente como la que se obtiene con el resto de las prótesis fijas y sobre implantes, además de que la fijación no es perfecta y se va desgastando con el largo del tiempo. Por otro lado, ocasiona algunas molestias por las retenciones y movimientos que absorbe el tejido blando, junto con la necesidad de realizar rebases sobre las prótesis para una nueva adaptación al tejido y evitar la movilidad.

¿Qué cuidados requieren las prótesis dentales removibles?

Una prótesis dental removible tiene que ser tratada como un diente natural. Las resinas acrílicas son materiales más porosos que los utilizados en la prótesis fijas y sobre el implante, por lo que la adhesión de placa bacteriana es mucho más frecuente. Necesitamos limpiar las piezas dentales de las prótesis tras cada comida y con un mantenimiento con productos destinados a este fin, como son un cepillo especial con cerdas suaves capaz de eliminar los restos de comida y bacterias y evitar así problemas como el mal aliento.